Lista de páginas

Argentina, Chile, y los ingleses, o la vieja estrategia pirata de dividir para conquistar

Las relaciones entre Argentina y Chile han tenido sus vaivenes. Al principio mismo de esas relaciones, cuando ambos pueblos querian ser libres, la cordillera no fue obstáculo para que el General San Martín luchara por la independencia de Chile y siguiera hacia Perú. Como Bolívar, con quien se encontraría más tarde, soñaba con una América unida y libre, una patria grande.





No era España el único obstáculo hacia la libertad. En 1806 y 1807 el pueblo entero de Buenos Aires expulsó a los invasores ingleses, quienes pretendian usar esa ciudad como primer paso hacia una conquista de toda sudamérica ,incluyendo Chile también.
Debía ser un país amigo de sus vecinos y sin embargo, ocurrió la guera del pacífico.Veamos lo que cuenta Eduardo Galeano en "Las venas abiertas de América latina":

Al abrirse la década del 90, Chile destinaba a Inglaterra las tres cuartas partes de sus exportaciones, y de Inglaterra recibía casi la mitad de sus importaciones; su dependencia comercial era todavía mayor que la que por entonces padecía la India. La guerra había otorgado a Chile el monopolio mundial de los nitratos naturales, pero el rey del salitre era John Thomas North. Una de sus empresas, la Liverpool Nitrate Company, papaba dividendos del cuarenta por ciento.

los obreros chilenos no conocían el descanso de los domingos, trabajaban hasta dieciséis horas por día y cobraban sus salarios con fichas que perdían cerca de la mitad de su valor en las pulperías de las empresas.
Entre 1886 y 1890, bajo la presidencia de José Manuel Balmaceda, el Estado chileno realizó, dice Ramírez Necochea, «los planes de progreso más ambiciosos de toda su historia». Balmaceda impulsó el desarrollo de algunas industrias, ejecutó importantes obras públicas, renovó la educación, tomó medidas para romper el monopolio de la empresa británica de ferrocarriles en Tarapacá y contrató con Alemania el primer y único empréstito que Chile no recibió de Inglaterra en todo el siglo pasado. En 1888 anunció que era necesario nacionalizar los distritos salitreros mediante la formación de empresas chilenas, y se negó a vender a los ingleses las tierras salitreras de propiedad del Estado. Tres años más tarde estalló la guerra civil. North y sus colegas financiaron con holgura a los rebeldes y los barcos británicos de guerra bloquearon la costa de Chile, mientras en Londres la prensa bramaba contra Balmaceda, «dictador de la peor especie», «carnicero». Derrotado, Balmaceda se suicidó. El embajador inglés informó al Foreign Office: «La comunidad británica no hace secretos de su satisfacción por la caída de Balmaceda, cuyo triunfo, se cree, habría implicado serios perjuicios a los intereses comerciales británicos.»



Cualquiera pensaria que eso debe ser suficiente para aprender a no hacer tratos con los ingleses, ni más ni menos que tratos con el diablo. En 1982, cuando se presentó la ocasión de usar la memoria, el gobierno de Chile ayudó sin dudar...a los ingleses. ¡Traición!, exclamaron muchos, ¡Descendientes de Judas!. ¡Dictadura!, respondieron otros, no fuimos nosotros, fue un dictador. ¿Qué pasó con ese dictador? Los ingleses lo ayudaron a escapar con un certificado médico falso. Todo el mundo vio cuando se ponia de pie burlándose de la justicia chilena y del mundo.
A pesar de todo las relaciones llegarona a mejorar al principio dle siglo XXI. Cuando ocurrió el terremtoto en Chile, hace aún poco tiempo, Argentina organizó un festival a beneficio para recaudar ayuda y enviarla a quienes la necesitaban. El espíritu de reconciliación, la solidaridad, se ponían en práctica para dar un buen ejemplo. Cuando ocurrió la catastrofe que dejó bajo tierra durante semanas a más de 30 mineros,Argentina envió los tubos de metal por donde pasaría la sonda Fénix, y a los especialistas que ayudaron a colocarlos. ¿Cuál fue el gesto inmediato del presidente Piñera? Un acercamiento notable con los ingleses,ver link. Alli expresó que "los lazos entre Reino Unido y Chileson más fuertes que nunca y que el respeto global por su país creció como consecuencia de la misión de rescate, que liberó a los 33 hombres tras 70 días a 700 metros de profundidad." En el mismo periódico podemos ver una breve y clara nota de un lector chileno al director, expresando su desacuerdo con tal actitud, ver link.
Uno podría preguntarse, ahora que no hay dictadura sino democracia,¿Cuál es la excusa? ¿Son los ingleses amigos de Chile? En realidad no. Han expresado claramente su intención de reclamar la sección de la Antártida que le correspondería a Chile, es decir, quitarle la posibilidad de aumentar su superficie en un 50% con todos los recursos naturales que esa zona tenga,ver link.


El Reino Unido aseguró que no reclamará por ahora derechos de soberanía sobre una vasta porción de la Antártida, precisamente sobre el territorio que se superpone con los que reclaman Argentina y Chile.Así lo comunicó la diplomacia británica el viernes ante la Comisión de Límites de la Plataforma Continental de la ONU, pero se reservó el derecho a hacerlo en el futuro.

No se si todos los que han votado a Piñera comparten el tipo de relaciones que establece, como se nota en este link. Hablando de todo un poco,¿Cómo ven los kelpers a los chilenos?. El historiador Felipe Pigna viajó a las Malvinas y observó lo siguiente,ver link con nota completa:

(Los kelpers)"Andan por ahí como nuevos ricos, y como tales, han podido decir que hay tareas que ya no son para ellos.Para eso están los chilenos y los
isleños de Santa Helena y Ascensión,dos colonias inglesas.



Parece que no son amigos después de todo, son sirvientes, tratados de la misma forma que dos pequeñas colonias. Los ingleses han venido aqui, a dos islas de Argentina, de sudamérica, a tratar a la gente de Chile como "sudacas", y se les ha permitido. Como dice una canción: "yo me pongo el uniforme y vos me das de morfar".
Con el fin de proteger la dignidad y de deseo de crecer libres en el vecino pueblo de Chile, es tiempo de que se quiten de encima a los gringos invasores y se unan más que nunca con Argentina, antes que la historia se repita y sea demasiado tarde.

5 comentarios:

Portal de Santa Fe dijo...

Obviamente mi querido amigo. Como verás las relaciones con chile se rompieron hace mucho tiempo.

También, podrás ver que Chile y Gran Bretaña se codean y son muy buenos aliados del pirata invasor.

Tenemos suficiente evidencia para afirmar que Chile es un traicionero, firmando un tratado con el Grupo del Rio dejó que un buque de guerra británico ingresara a sus puertos, violando el tratado de la Argentina, firmado por chile como por otros países que conforman la Cumbre del rio.

Solo resta esperar la recuperación de la politica Argentina y cambios a nivel nacional Para evitar la propagación de este gran virus llamado Inglaterra

Como podrás ver tambien, que los Kelpers buscan una independencia por parte del Reino Unido

Jorge Fénix dijo...

En el caso de Chile, seria muestra de muy poca inteligencia traicionar al resto de America latina y aliarse con una potencia que solo le debe lealtad a Estados Unidos. Tal vez los politicos chilenos creen que son aliados de los ingleses, pero los ingleses solo los ven como sirvientes útiles para los trabajos que ellos no quieran hacer. Unos pocos millones al año por ventas de alimentos a Malvinas son espejitos de colores a cambio de una antartida que por sus recursos vale mil veces más y que los ingleses quieren sacarle tambien a Chile.
Lo de los kelpers queriendo ser independientes es una payasada. Primero, que no tienen más de 3000 habitantes contando los soldados, segundo, que no pueden subsistir sin ayuda de Inglaterra y de complices en sudamerica, son por completo dependientes. Tercero, que tanto estan dejando pescar a otros paises que se está acabando la pesca que es su principal ingreso.Dicen que no son ni quieren ser ingleses, pero hablan inglés, reciben ayuda inglesa, tienen religion y arquitectura inglesa y hasta el tipico colectivo ingles y la cabina de telefono publico. La mayoria de ellos son empleados ( rehenes ) de la F. I. Company mientras que en Londres solo les interesa las Malvinas como trampolin hacia la Antartida. Que determinacion ni nada...es la economia, la plata. Hagamos un bloqueo que los deje muy pobres y saldrán huyendo, el último que apague la luz.

Rafael Cabilla dijo...

Viva la Patria!!!!!!!

Cristian Alvarez dijo...

Como chileno, les aclaro que aca si estamos por que las Malvinas son y seran argentinas, mi novia es de La Plata y la conoci precisamente por mi apoyo desde Chile a la causa, si nos separamos fue producto de la Junta Militar argentina que en 1978 quiso invadir Chile con la Operacion Soberania, gracias a Dios no entramos en guerra y Chile esta junto a Argentina pidiendo la salida de los ingleses de territorio argentino arrebatado por la fuerza en 1833

Jorge Fénix dijo...

Más allá de las barbaridades hechas por cada una de las dictaduras de la época, el conflicto que casi se convertia en guerra comenzó con acciones de la dictadura chilena -no digo pueblo ni gobierno-contra Argentina,la historia ya es conocida.Digamos que eran locuras de dos dictaduras que por definición,no representaban a los pueblos.
En varios casos en que hubo guerras en Sudamérica, fueron los ingleses los que sacaron ganancia de eso, tanto en la guerra de la triple alianza como en la guerra del Pacífico.
Como ocurre con Brasil y con otros países vecinos, hay una relación tan cercana que incluye matrimonios con personas de ambos países, vecinos y parientes a la vez.
En este blog ya me he hablado de los planes ingleses de quedarse con la Antártida, específicamente las zonas que corresponden a Argentina y Chile,lo cual es otro motivo para estar unidos contra los invasores.
Saludos desde Mar del Plata,Argentina.